Este año parece que la primavera llegará más tarde, pero llegará con fuerza. Un 15% de la población sufre alergia al polen, otro gran porcentaje de población cree que es un resfriado más de la temporada pero, ¿te has parado a pensar que tal vez seas alérgico al polen? Si sufres de congestión nasal, estornudos, irritación de ojos, conjuntivitis, dificultad respiratoria, picazón en cara (nariz, garganta o paladar) o irritación en la piel, puede que sea alergia y no lo sepas.

Para los alérgicos esta temporada es dura y para ello, el Dr. Josecarlo Gutiérrez, médico general en mediQuo nos da las pautas para protegernos y reducir los síntomas que nos produce la alergia primaveral:

  • Evitar pasear por parques y jardines.
  • Utilizar gafas de sol.
  • Evitar salir a la calle en horas de mayor polinización, sobre todo los días de viento.
  • Mantener las ventanas de casa cerradas durante la mañana y ventilar por la tarde.
  • Tender la ropa en el interior de casa, para que no estén expuestas a los granos de polen.
  • Si viajas en coche mantener las ventanillas cerradas.

Por un lado, el Dr. Gutiérrez nos comenta que existe la inmunoterapia, más bien conocida como la vacuna para la alergia. Un tratamiento muy efectivo que disminuye los efectos de la alergia durante el periodo de 3 a 5 años. Este tratamiento debe ser prescrito y controlado por un especialista en alergología.

Por otro lado, se puede optar a tratamientos sintomáticos, como los descongestionantes nasales para la rinitis y colirios para la irritación ocular. En el caso de que los síntomas no disminuyan, será necesario acudir a un especialista médico para realizar un estudio y determinar las alergias a las cuales se ha sensibilizado.

 

*Contenido validado por el equipo médico de mediQuo.