Si eres de las que no puedes vivir sin el maquillaje y la cosmética en general, debes saber que la correcta utilización de ellos te hará mantener un rostro radiante, si antes practicas tu ritual de limpieza y cuidado, como debe ser.

El maquillaje no deja de estar de moda, a medida que avanza la tecnología, podemos ver que cada día hay más productos cosméticos que tiene el mismo objetivo, cumplir con las necesidades que se le crea tanto a la mujer como al hombre. Según un estudio, cuando el hombre comienza a cuidarse, puede ser incluso más fiel que la mujer. Cualquier tratamiento puede ser aplicado en mujer como hombre, aunque se deben tener en cuenta la exfoliación, la hidratación del rostro y la protección solar para ambos.

¿Crees utilizar bien tus productos de cosmética?

No es de extrañar que utilizamos los productos sin conocer la forma adecuada de hacerlo e incluso una vez caducados seguimos con las cremas en el neceser. Esto ha hecho que las visitas al dermatólogo se disparen cada vez más, por todos los problemas en la piel que nos acarrean ciertos productos debido a su mala calidad.
Es muy importante prestar atención a la composición, ya que puede que seamos alérgicos a alguno de sus componentes.

Estos son los hábitos que debes corregir:

NO COMPARTIR EL MAQUILLAJE

Entre jóvenes y familiares es muy común compartir ropa, accesorios e incluso los cosméticos, pero ¡ojo! compartir tu neceser, en el que incluyes: lápiz de ojos, labial, máscara de pestaña, polvos y todo el arsenal de brochas, incrementa el riesgo de contraer infecciones, como lo son la conjuntivitis, herpes y heridas labiales.
Además, cada uno tenemos un tipo de piel diferente a otros y con determinadas necesidades de cuidado. Si la persona tiene un brote de acné, podemos contraer las bacterias que se quedan en sus productos o brochas y que lleguen a nuestra piel por el contacto directo.

NO DORMIR SIN DESMAQUILLAR

No es raro que hayas llegado a casa después de una fiesta y estés tan cansada que vayas directa a la cama sin pasar antes por lavarte la cara. ¡Esto es un error! Nunca más, vayas a la cama con el maquillaje. Estás evitando que la piel se oxigene durante el tiempo de descanso. Tú te relajas y tu piel del rostro se recupera después de estar expuesta a cremas, maquillajes y bacterias del ambiente durante todo el día.

Debes saber que las bases de maquillaje líquido y las prebases, contienen siliconas para refinar el poro, pero si no realizas la correcta higiene facial, terminarás obstruyendo los poros y podrás desarrollar un principio de acné.
Además, toda la cosmética de ojos (delineadores, sombras, máscara de pestaña), pueden provocar irritación ocular dado que contienen aceites y ceras que bloquean las glándulas y dañan la piel, por eso es conveniente desmaquillar con productos para ello.

NO UTILIZAR MAQUILLAJE CADUCADO

Esto es algo en lo que no prestamos atención. Seguro que tienes más de un producto en tu neceser que ni recuerdas el tiempo que llevas con él.

¿Te has parado a pensar que puede estar caducado y que puede dañar tu piel?

Los productos como sombras de ojos, delineadores, barras de labios, entre otros, sí caducan y pueden provocarnos una infección en la piel. Pierden todas sus propiedades, además de la fragancia y pueden dañar seriamente tu piel.

Después de saber esto, ya tienes tarea para mirar la fecha a tus productos. El PAO (Period Afer Opening) indica los meses de vida del producto y lo encontrarás en la parte trasera junto con la composición.  Hazte con unos nuevos y de mayor calidad. ¿lo harás? 

 

*Contenido validado por el equipo médico de mediQuo.