Septiembre está a la vuelta de la esquina, las vacaciones se han acabado y toca volver a empezar. Después de varios días, semanas o meses sin pisar un gimnasio, vemos que nuestro cuerpo empieza a cambiar. ¿Qué podemos hacer? La respuesta es simple, no podemos parar de realizar cualquier ejercicio físico. Nuestro entrenador personal, David Peinado, nos afirma que tras el abandono en la época del verano o vacaciones, no podemos pensar en volver a la rutina y cumplirla 5 días a la semana, ya que esto lo único que creará en nosotros será un rechazo completo a la actividad física. Debemos hacerlo de forma progresiva, “dejar el gimnasio es fácil pero retomarlo cuesta mucha fuerza de voluntad“.

Si has vuelto con más ganas que antes y al 100%, la mejor opción para paliar el estrés postvacacional será el deporte, dado que te aportará más beneficios de los que piensas. Mientras tanto si vuelves al gimnasio o no en septiembre, nuestro entrenador personal, nos da unas pautas para mantener la forma. Este tipo de entrenamiento es muy fácil, es convertir tu día a día en el entrenamiento que necesitas y sin necesidad de pisar un gimnasio.

Tares que debemos llevar a cabo:

  • Evita coger el coche, moto, patinete para ir al trabajo. Realiza al menos dos trayectos de 15 minutos diarios.
  • Elimina durante 30 días cualquier ascensor de tu vista. Utiliza las escaleras.
  • Camina los fines de semana durante 40 minutos por salida.
  • Cada vez que vayas a sentarte, levántate 3 veces. Con este ejercicio, fortalecerás el tren inferior.
  • Con tu móvil o una app de contar pasos, fija un objetivo mínimo de 7000 pasos diarios. Cada 2 semanas aumenta el objetivo 1000 pasos hasta llegar a 12.000 pasos diarios.

 

Perder peso, kilos, realizando el ejercicio diario. David Peinado, entrenador personal de mediQuo. Tu amigo médico, chat médico.

Debes tener en cuenta que:

  1. No tienes el mismo nivel de condición física que antes de las vacaciones por tanto empieza con ejercicios suaves que hayas estado haciendo durante el año sin ningún problema.
  2. El periodo de adaptación será entorno a 30-45 días, a lo largo de este tiempo irás aumentando progresivamente la intensidad de los ejercicios.
  3. Estar lleno de agujetas no significa que estés entrenando bien. Regula bien las intensidades para tener unas agujetas llevaderas que te permitan afrontar las siguientes sesiones.
  4. Cuando te cueste tomar la decisión de iniciar tu entrenamiento, recuerda lo poco que te costó tomar la decisión de pedir una caña o tapa más en tu periodo de vacaciones. El que algo quiere algo le cuesta.
  5. El objetivo no es que pierdas los kilos que has ganado en vacaciones, el objetivo es mantenerte realizando actividad física durante todo el año hasta las próximas vacaciones

Recuerda:

  • Consumir pescado al menos 3 veces por semana.
  • Aumentar el consumo de frutas, verduras, hortalizas, frutos secos de temporada.
  • Beber agua a diario.
  • Reducir el consumo de sal, grasas saturadas, azúcar y harinas refinadas.

Perder peso, kilos, realizando el ejercicio diario. David Peinado, entrenador personal de mediQuo. Tu amigo médico, chat médico.

¿Te gustaría mejorar tu entrenamiento o dieta?, ¡Consúltanos!

 

*Contenido validado por el equipo médico de mediQuo.