El cuerpo de la mujer sufre muchos cambios durante la gestación o embarazo. Existen cambios que se empiezan a producir incluso antes de confirmarlo. Vamos a ver cuáles son esas variaciones en cada trimestre. También te puede interesar las pruebas que deberás hacerte durante todo el periodo del embarazo.

Primer Trimestre (Semana 1 a Semana 13)

El primer signo del embarazo es la primera falta menstrual. Es posible sentir algún cólico leve y un poco de sangrado debido a la implantación del óvulo en el útero. Durante la semana 1 hasta la semana 13, el cuerpo sufre muchos cambios.  Los síntomas habituales son la fatiga, la somnolencia y la astenia. También el aumento de la pigmentación de mamas principalmente oscurecimiento de los pezones,  aréolas mamarias y cambios en los hábitos deposicionales, generalmente con tendencia al estreñimiento. Por otro lado, tendencia a la inflamación de las encías. Deberás realizar cambios en tu rutina diaria para sobrellevar los malestares que desaparecerán con el tiempo. Es cierto que, cada mujer es diferente y esto mismo ocurre con los embarazos.

Otros cambios:

  • Crecimiento del vientre.
  • Ganas de orinar frecuente.
  • Sensación de desmayo.
  • Acidez estomacal.
  • Estreñimiento.
  • Piel rosada y brillante.
  • Aumento de volumen en los senos.
  • Aumento del flujo vaginal.
  • Estado emocional más sensible.

Segundo Trimestre (Semana 14 a Semana 26)

Todas las mujeres coinciden en lo mismo, el segundo trimestre se hace más llevadero que las primeras semanas de gestación. Empezarás a notar nuevos cambios. Las náuseas y vómitos desaparecerán y tu barriga empezará a crecer y a notar los movimientos de tu bebé. Otros cambios serán:

  • Los pechos siguen creciendo. Comienza a producirse un líquido amarillento llamado calostro.
  • Aparecen las estrías debido al estiramiento de la piel.
  • Piel seca y picor en la zona del vientre.
  • Línea oscura que va desde el ombligo al vello púbico.
  • Dolor de piernas debido a que el feto hace presión sobre los vasos sanguíneos.
  • Retención de líquidos que provoca hinchazón en manos, tobillos y pies.
  • Dolor de espalda, pelvis y caderas por la creciente barriga.
  • Dolor de estómago debido al crecimiento del útero
  • Sangrado en las encías hinchadas.
  • Congestión y hemorragias nasales.
  • Más interés por el sexo.

Tercer Trimestre (Semana 27  a Semana 40)

El tercer trimestre es el último, ya comienza tu recta final. Lo más habitual es tener la dificultad para respirar debido al crecimiento del útero y aumentarán tus ganas de ir al baño con mayor frecuencia, esto es debido al crecimiento del bebé que ejerce presión sobre los órganos de alrededor. Otros cambios que se darán en las últimas semanas son:

  • Hinchazón más pronunciada por la retención de líquidos.
  • Entumecimiento en brazos y piernas debido a la presión sobre nervios que produce la hinchazón.
  • Varices en pantorrillas y cara interior de las piernas.
  • Hemorroides debidas al estreñimiento.
  • Dificultades para dormir. Debidas a la necesidad repetida de ir a orinar, calambres en las piernas, movimientos del feto.
  • Menor deseo sexual.
  • Es posible notar menos al bebé, dado que ahora tendrá menos espacio para moverse, pero no te preocupes es algo normal.

Al aproximarse el parto se suceden más cambios:

  • La cabeza del bebé baja hacia la pelvis.
  • El cuello uterino adelgaza y se dilata.
  • Las contracciones de Braxton Hicks son más numerosas. Si se producen otro tipo de contracciones regulares y con dolor el parto es inminente.
  • Rotura de la bolsa que rodea al bebé liberando líquidos. Será preciso llamar al médico y ponerse en camino a la clínica.

 

mediquo, tu amigo médico. Chat médico. Consultar ahora.

 

*Contenido validado por el equipo médico de mediQuo.